Empleados de la ciudad de Bogotá, retiran los escombros de un tranvía quemado durante los acontecimientos del 9 de abril de 1948. Ese día muchos de los tranvías fueron destruidos y la alcaldía decidió terminar con ellos. La destrucción durante los sucesos del Bogotazo fue usada por el gobierno como excusa para terminar con la empresa. El servicio de tranvía funcionó en Bogotá hasta 1951. El recién nombrado alcalde Manuel de Vengoechea, fue reemplazado por Fernando Mazuera Villegas, a quien había reemplazado en marzo. Mazuera a su vez fue reemplazado en octubre por  Carlos Reyes Posada.

Regresar