La Toma del Palacio de Justicia

La toma del Palacio de Justicia fue un ataque en 1985 contra la Corte Suprema de Justicia en el cual miembros de la fuerza guerrillera M-19 asaltaron el Palacio de Justicia en Bogotá y mantuvieron como rehenes a varios miembros de los Magistrados además de cientos de empleados y personal civil que había ingresado con el fin de hacer diligencias judiciales.

La fuerza pública y fuerzas armadas respondieron con prontitud lo cual inició un combate a muerte entre los militares y guerrilleros que dejó un saldo de decenas de muertos.

Carlos Castaño Gil acusó al grupo guerrillero de haber negociado la toma con el narcotraficante Pablo Escobar Gaviria con el fin de quemar los archivos sobre la extradición a cambio de dinero y armas para la toma.